EL MEJOR INVENTO

El sencillo bolígrafo que ayuda a detectar el cáncer en solo segundos

El boli MasSpec tardó unos 10 segundos en proporcionar un diagnóstico sobre tejidos extraídos en 253 pacientes con cáncer. (Foto: Health equals happiness)
El boli MasSpec tardó unos 10 segundos en proporcionar un diagnóstico sobre tejidos extraídos en 253 pacientes con cáncer. (Foto: Health equals happiness)
Se trata de una herramienta capaz de identificar con rapidez el tejido canceroso durante una cirugía, arrojando resultados en apenas 10 segundos, más de 150 veces más rápido que con la tecnología actual.


Un equipo de científicos de la Universidad de Texas inventó y patentó una herramienta capaz de identificar con rapidez el tejido canceroso durante una cirugía, arrojando resultados en apenas 10 segundos, más de 150 veces más rápido que con la tecnología actual.

Se trata de una especie de bolígrafo, denominado MasSpec, que ayuda a los cirujanos al aportar información sobre qué tejido deben cortar o conservar, con lo que ayuda a mejorar el tratamiento y la reincidencia del cáncer en pacientes.

La investigación fue publicada esta semana en la revista especializada Science Translational Medicine. Livia Schiavinato Eberlin, una de las investigadoras en la Universidad de Texas en Austin que desarrolló el estudio y lideró el equipo, aseguró sobre esta nueva tecnología que "podría aumentar enormemente las probabilidades de que los cirujanos eliminen realmente hasta el último rastro de cáncer durante la cirugía".

Hasta ahora, el método empleado para el diagnóstico y la distinción de tejidos cancerosos de los sanos durante una cirugía, que consiste en tomar una muestra, prepararla y que luego sea interpretada por un patólogo, es lento y a veces inexacto.

Esto aumenta el riesgo de infección en el paciente y, en algunos tipos de cáncer, la interpretación de la muestra puede ser difícil, lo que produce resultados poco fiables en el 10 - 20% de los casos.

A diferencia de ese sistema, el boli MasSpec tardó unos 10 segundos en proporcionar un diagnóstico sobre tejidos extraídos en 253 pacientes con cáncer (de mama, pulmón, tiroides y ovarios), y tuvo una exactitud de un 96%.

Esta tecnología también fue capaz de detectar el cáncer en regiones marginales entre los tejidos sanos y cancerosos que presentaban una composición celular mixta. Ante estos prometedores resultados, este equipo de científicos espera empezar a probar esta técnica durante cirugías oncológicas en 2018.
 

Comparte esta noticia

COMENTARIOS